Me escribo a mi misma, no me hagan caso

¿Saben? No sé si alguien realmente se interese en leer esto, pero no importa lo diré para mi misma:

¿Qué pasa con mi corazón? Ahhh parece como si lo estuvieran hiriendo de muerte… Sin embargo me repito que pronto terminará y que le hace bien un poco de dolor para ser más fuerte, pero espero que no sea demasiado… siento que se está alargando demasiado porque espero levantarme cada mañana sin el dolor… pero ahí sigue y entonces pienso “tal vez mañana”, “quizá ya lloré suficiente”… pero no, sigue… y me cubro con mis manos el rostro porque no sé que venga, no se si venga un golpe demasiado fuerte y que no esté preparada, no puedo bajar la guardia. Ahh que le pasa a mi corazón que no tiene dueño, que late con la fuerza de la esperanza, las últimas que me quedan pero no con un amor tranquilo, seguro, refrescante… que ha pasado con mi corazón? que ha pasado con el amor a mi Dios ah lo tengo tan descuidado y no sé como recuperarlo.

Tengo tanto miedo

Y a donde se han ido todos? Porqué a veces me quedo tan sola en mí… ¿Porqué siento que el mundo estuviera vacío? ¿Porqué me esfuerzo tanto y no consigo nada? A veces estoy ya cansada… pero que hacer, seguir y esperar. Dejar poco a poco de lado el miedo, tener esperanza…

Me duele mi corazón

Me duele mi corazón

Me duele de amar porque acepto el dolor que implica

Me duele porque es el culmen de todos mis esfuerzos para hacer lo correcto, un tren que eché a correr y no tiene marcha atrás que sabía que iba a aplastarme, pero así tenía que ser… era la única esperanza para mi. Si sobrevivo

Me duele amar al vacío

que te responde con el silencio

y absorve todo

y jamás se llena

y mi corazón, hermoso, brillante, majestuoso… late solo, late solo

y llora de dolor por haber ganado esa soledad… esa soledad que le dio unos latidos más en una oportunidad de amar.

Elige: el dolor o la muerte… elegí el dolor.

Quiero regresar pero la puerta está cerrada.

Era la única manera

Adelante

Adelante

no mires atrás

ya no recuerdes

pronto acabará

Allá está la luz

mira hacia la luz

camina hacia la luz

te quemará un poco lo que te queda de oscuridad en la piel

pero pasará

y podrás ver,

en la luz podrás ver

Anuncios

1 comentario

Archivado bajo sentimientos

Una respuesta a “Me escribo a mi misma, no me hagan caso

  1. Por desgracia el dolor nunca se va; de la noche a la mañana. A veces nunca se va… Saludos. H.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s